Virbac Spain

12 razones para abrazar a tu perro

¡Tu abrazo es el mejor collar que puede tener!

Puntuación 5 (5 Votos)

 

Quienes compartimos la vida con perros sabemos bien lo valiosa que es su compañía. Nuestro perro es nuestro mejor amigo, siempre está a nuestro lado regalándonos lo mejor de sí mismo y realmente nos encanta poder contar con él en nuestro día a día.

Seguro que, al igual que nosotros, no puedes evitar demostrarle tu amor continuamente, ¿verdad? ¿Sabías que abrazar a tu perro tiene muchos beneficios a nivel emocional y de salud?

¡Te damos varias razones para abrazar a tu perro cada día!

 

Abrazos para tu salud

Nuestra salud se ve ampliamente beneficiada si vivimos con un perro. No solo es cierto que nos ayuda a tener un sistema inmune más fuerte y una mejor salud cardiovascular, sino que también mejora nuestro estado físico general gracias a los largos paseos que hacemos con él.

 

Abrazos para la salud de tu perro

Al igual que a nosotros nos calma un abrazo, a nuestros perros también les puede producir ese efecto. Eso sí, no a todos los perros les gusta un contacto tan cercano, así que es nuestra obligación conocer bien a nuestro mejor amigo y no forzar algo que no quiere.

 

Abrazos para combatir las infecciones

Para que nuestro sistema inmune sea eficiente, es necesario que entre en contacto con diferentes agentes microbianos, y ¿quién mejor que nuestro perro para ello?

Según múltiples estudios, las personas que crecen junto a perros tienen menos riesgo de desarrollar alergias o asma a lo largo de su vida, y su sistema inmune se encuentra reforzado desde temprana edad.

 

Abrazos para estrechar vínculos

Todos desarrollamos un vínculo muy fuerte con nuestros perros, pero para los niños es aún más valioso. Un perro les aporta amor, cariño y compañía, además de enseñarles valores tan importantes como la empatía, la responsabilidad y la seguridad en sí mismos.

 

Abrazos que pueden reducir el colesterol

Si un perro vive con nosotros, los paseos diarios no pueden faltar, y gracias a ese aumento de la actividad física, tendremos menos tendencia a la obesidad y a que nuestros niveles de colesterol sean altos.

 

Abrazos para el cuidado emocional

No siempre es fácil expresar lo que sentimos, pero con nuestro perro no hace falta hablar, solo sentir. Expresar nuestras emociones con ellos es muy fácil, y pueden ejercer una función terapéutica muy importante para personas con autismo, traumas emocionales, enfermos, ancianos...

Abrazos para disminuir tu presión arterial

Nuestra salud cardiovascular mejora gracias a nuestro perro. No solo porque gracias a él hacemos más ejercicio, sino también porque abrazarle, acariciarle, y pasar tiempo con nuestro perro disminuye nuestra frecuencia cardiaca y presión arterial, reduciendo el riesgo de infarto de miocardio o accidente cerebrovascular.

 

Abrazos para dormir mejor

¿Quién no se ha quedado dormido en el sofá junto a su perro tras un duro día en el trabajo? Los perros nos calman, su presencia nos aporta seguridad, y eso nos ayuda a conciliar el sueño.

 

Abrazos para tranquilizar

Diversos estudios concluyen que los perros nos hacen estar menos estresados. ¿Y esto a qué se debe? El cortisol, una hormona directamente relacionada con el estrés, disminuye en nuestro cuerpo gracias a nuestro perro, lo que favorece nuestro bienestar.

Así que ya sabes, acariciar a tu perro, jugar con él, disfrutar de cada rato juntos, abrazarle... puede reducir tu nivel de estrés y ansiedad diariamente.

 

Abrazos para una vida mejor

Con todo lo que ya hemos comentado, no hay duda de que los perros pueden mejorar nuestra calidad de vida. Pero tampoco podemos olvidar su importante labor socializadora: nos dan la oportunidad de conocer a gente de forma espontánea durante los paseos diarios o en el parque canino, y seguro que algún que otro amante de los perros se acercará a nosotros para saludar a nuestro compañero y de paso entablar conversación. Gracias a los perros, mejoramos nuestra vida social, nuestra autoestima, lo que también nos hace sentir mejor.

 

Entrenando el abrazo

Si tu perro se siente incómodo si le abrazas, ¡no lo hagas! No todos los perros tienen las mismas experiencias de vida ni la misma personalidad, así que entender y respetar a nuestro mejor amigo debe ser nuestra primera premisa. Si le respetas, para él significará una muestra de cariño y confianza mayor que un abrazo y no solo evitarás que el vínculo se rompa, sino que le ayudarás a fortalecerlo.

 

Abrazos de agradecimiento

Para abrazar a tu perro no necesitas ningún motivo. Quererle y demostrarle tu amor es el mejor regalo para él. Y tú, ¿abrazas a tu perro a diario?

¡Abraza a tu perro sin miedo!

Clasificar: 5 4 3 2 1